Según el informe anual de Amnistía Internacional (IA) sobre la aplicación de la pena de muerte en el mundo, Guinea Ecuatorial no registró ninguna ejecución o condena en 2019 y se encuentra entre los países del África subsahariana que han realizado progresos en este ámbito.

Sin embargo, en el informe no se registra ninguna información sobre el número de personas que habían sido condenadas a muerte a finales de 2019.

«Se han registrado medidas y declaraciones positivas que podrían conducir a la abolición de la pena de muerte en la República Centroafricana, Guinea Ecuatorial, Gambia, Kenya y Zimbabwe», evaluó la organización.

En el informe se citan declaraciones del Presidente de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang Nguema, quien en abril, durante una visita oficial a Cabo Verde, anunció su intención de presentar en breve un proyecto de ley al parlamento del país para abolir la pena de muerte.

La abolición de la pena de muerte fue una de las condiciones establecidas por la Comunidad de Países de Lengua Portuguesa (CPLP) cuando el país se adhirió en 2014.

Sin embargo, hasta ahora la pena de muerte está prevista en la legislación de Guinea Ecuatorial.

En el informe, Amnistía Internacional declaró que no podía confirmar si la propuesta anunciada por el Presidente Obiang había sido realmente enviada al Parlamento.

En el África subsahariana se registraron 25 ejecuciones (una más que en 2018) en cuatro países: Somalia (12), el Sudán meridional (11), el Sudán (1) y Botswana (1).

El número de sentencias de muerte aumentó en un 53%, de 212 en 2018 a 325 en 2019 en 18 países (uno más que el año anterior).

En total, 20 países siguieron aplicando la pena de muerte el año pasado, con al menos 657 personas ejecutadas.

En comparación con 2018, hubo una disminución del 5% en las ejecuciones, lo que representa la cifra más baja de los últimos diez años.

La mayoría de las ejecuciones tuvieron lugar en China, Irán, Arabia Saudita, Irak y Egipto.

Las disminuciones más significativas se registraron en países que utilizan esta práctica repetidamente, como el Japón, Singapur y Egipto, según aconseja Amnistía Internacional.

El informe también señala que al menos 26.604 personas estaban en el corredor de la muerte en todo el mundo a finales de diciembre.

Agencia Lusa

Radio Macuto Facebook

Impactos: 34

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *